Noticias

Cómo hacer un mantenimiento preventivo de una fumigadora estacionaria

30-09-2022 Fumigación

Las fumigadoras estacionarias son equipos agrícolas que le facilitan a los operarios o dueños de cultivos la fumigación en terrenos de difícil acceso, terrenos montañosos o grandes extensiones de tierra cultivadas. 

Estos equipos también se han convertido en un alivio para los trabajadores, ya que dejaron a un lado las pesadas fumigadora de espalda manuales que con contra el tiempo terminaban causando lesiones lumbares o musculares.

Pero como toda maquina o equipo agrícola, es necesario realizar ciertos mantenimientos preventivos periódicos para extender su vida útil, y por eso te dejamos a continuación unos sencillos pasos que puedes seguir sin la necesitad de un técnico especializado.

Pasos para un mantenimiento preventivo de una fumigadora estacionaria: 

1. Limpieza de la bomba:

Después de ser usado el equipo, se debe bombear agua limpia (libre de impurezas, residuos o partículas) por un espacio aproximado de 3 minutos para eliminar los residuos de químicos usados en la fumigación, la falta de un buen lavado es la causa de daño de pistones y empaques.

2. Apague el motor:

Si va a parar la fumigación por un periodo mayor a 5 minutos, es recomendable apagar el motor, esto evitará daños en pistones y empaquetaduras.

3. Limpieza del filtro de aire:

Manualmente retire la turca que sujeta la tapa del filtro, retire la espuma que recubre el filtro y proceda a lavarlo con agua limpia y jabón, luego con aire a presión limpie la parte interna del filtro de adentro hacia afuera, después monte nuevamente el filtro con la espuma y tape de nuevo con la tuerca.

4. Aceite:

Diariamente revise el nivel del aceite, si este ha bajado adicione hasta el nivel recomendado, siempre llene las copas graseras con grasa para alta temperatura y recuerde apretar la copa grasera 1 vuelta por cada 2 horas de trabajo.

5. Almacenamiento del equipo:

Si va a guardar la fumigadora estacionaria por más de 15 días, recuerde limpiar el tanque del combustible en su totalidad, esto lo puede hacer con ayuda de una pera o bomba de combustible. Además, recuerde drenar el combustible que se encuentra en la taza del carburador, soltando la rosca que se encuentra en la parte de abajo del mismo.

Estos pequeños pasos son útiles para ayudar a proteger tu equipo y extender su vida útil.

Si te ha gustado este artículo o quieres ayudarnos a complementarlo, déjanos tus comentarios.

Comentarios

Sin comentarios en este momento!

Deje su comentario

Domingo Lunes Martes Miércoles Jueves Viernes Sábado Enero Febrero Marzo Abril Mayo Junio Julio Agosto Septiembre Octubre Noviembre Diciembre

Nuevo registro de cuenta

¿Ya tienes una cuenta?
Entrar en vez O Restablecer la contraseña